Hacerse lector es un camino que pocas veces se desarrolla de manera lineal. La imagen del río que discurre  en curvas,  a veces ocultándose,  podría adecuarse mejor a esta manera de crecer pasando de ser un pequeño hilo de agua a un torrente caudaloso que se nutre de otras corrientes en su camino. Con esta metáfora se construye la exposición Crecer como un río, crecer leyendo que sigue las líneas pedagógicas que las academias Kumon ponen en marcha con el objetivo de acompañar a los niños y niñas en su formación como lectores. La exposición desarrolla  las líneas maestras de esta pedagogía a través de una estética minimalista buscando reflejar las ideas esenciales que subyacen en su proyecto educativo. Desde los inicios de la vida los niños tienen contacto con la palabra literaria a través de canciones infantiles y la voz de los adultos. Crecer en lectura es ir ganando autonomía y capacidad para elegir sin que los adultos expertos se alejen de los aprendices y continúen narrando, leyendo en voz alta y compartiendo conversaciones sobre libros y expereincias lectoras. Crecer en lectura es escoger el camino propio, abandonar, volver, buscar y hacer de la lectura ya no solo una actividad de ocio sino una opción vital para seguir creciendo.